Regalo de Reyes

Si en algo estimamos la nobleza de títulos (vaaale, cortaros un poco con los abucheos, please, jejeej) obtener un regalo digno de un Rey podría ser algo realmente fantástico.

Yo llevo días preparando el regalo que quiero ofrecer a las personas que osan leerme...y siguen vivitas y coleando.

Ya lo tengo preparado, peroooo....todo regalo ha de hacerse esperar, así que no os queda otra que seguir leyendo para aumentar vuestras ánsias y dejarme, como quién no quiere la cosa, contaros cómo he disfrutado de estos días.

Este año no esperaba regalo alguno, expectativa "cero pelotero", con lo cual, el regalo ha sido para mí una bomba en el mejor sentido.
Y no por lo material, si no porque lo realizaron mis dos hijas-pajes.

La Cabalgata en Sevilla es la ...pera? repera? hummm, quedaría mejor un buen taco aquí.

El hecho es que vas a ver la Cabalgata y te haces amigo de todos los que te rodean, hablas por los codos, chillas hasta decir basta, te inflas a coger caramelos y comparar las distintas especies (este año yo logré tres distintas, de gominolas blandas, menos blandas y redondas o rectangulares, toda una ciencia), botas y botas y rebotas con los beduinos, abucheas a los que tiran mal los caramelos (para todo hay que tener técnica, uff, que gran e incomoda verdad)te dejan al marido medio ciego y calvo a caramelazos, casi te dan ganas de dejarselo a los camellos...

Te dejas la adrenalina de todo el año llamando a los cuatro conocidos que participan: Miriiiiiiiiiiiiiaaaaaaammmm¡¡¡y etc, a voz en cuello, pero te la lo mismo, lo vives.

Te inflas a miradas tiernas sobre la cantidad de bebés que están sin estar, pues son tan peques que no se enteran de nada, pero sus padres, con babero todos, no dejan de jalearles y mostrarles la fiesta que está hecha sólo para ellos, los niños...

Y he aquí que una mozuela de unos chentaitantos quiere subirse en donde yo me ubico...su hija no puede con ella. Le tiendo la mano, y tenemos a octogenaria, bastón y sonrisa incluída, "corriendo" (como se puede hacer a su edad) a primera fila sin dejar de mirarme como sólo saben mirar personas de su edad: con cariño (me la quedo)Jajajaja, luego dicen que la Cabalgata es para los peques¡¡ No ví a nadie tan feliz como a ella¡¡.

Siempre me impresiona la calidad de las personas que gustan de darse de distintos modos. Observar a los que en la Cabalgata, por ejemplo, pasan horas bailando, sonriendo, besando, tirando caramelos hasta el máximo dolor de agujetas...ya es un regalo, me riego con sus sonrisas y sus pies doloridos.

Y para vosotros, los que teneis el valor de invertir tiempo en leerme....mi más sincera y confusa gratitud por ese regalo de estar aquí.

Espero que esto os guste, va envuelto en papel plata y malva (Lenka, casualidades de la vida)y a mis hijas y a mí nos arrancó una sonrisa, una lágrima y una buena conversación

Va por vosotros. Un besO.


http://www.youtube.com/watch?v=hKRgLvmamUY

18 comentarios:

Elvira dijo...

Gracias por el regalo. Admirable y emocionante, Kaken. Pero si fuera mi hermano, mi hijo o mi marido, le diría que además de toda esa valentía y buen ánimo que muestra, también podía sentirse triste, y le ofrecería mi hombro y mi abrazo. Creo que es bueno que lo saque todo, y se sienta seguro haciéndolo. Estar triste me parece natural, aunque él no quiera quejarse, lo que es muy de agradecer y de admirar. Besos

Elvira dijo...

Estamos aquí por el gusto de leerte, Kaken. Gracias a ti por hacernos tu casa acogedora. Otro beso

Juan dijo...

Con que tus dos hijas paje. ¿Y tu maridito no hizo nada?. ¿Seguro?. A ver, recuerda......no creo que sea tan bellaco, jejejejje.

A tus hijas y a tí os arrancaron sonrisas, lágrimas y una buena conversación. ¿Y a tu maridito no?. Jajajaja, menudo bellaco que tiene que ser tamaño mentecato, jajajajajaja.

Elvia, supongo que sí, que tendría momentos bajos, tristes y que lloraría en los brazos de sus seres queridos. No me da la impresión que luchara contra la tristeza, sino contra la queja.

No es necesario tener la muerte cerca para saber vivir.

Un abrazo

Elvira dijo...

"No es necesario tener la muerte cerca para saber vivir." Muy de acuerdo, Juan. Pero en esos momentos debe salir lo que uno tiene en lo más profundo.

Otro abrazo.

Io dijo...

¡Qué maravilla, Kaken! Gracias por este singular regalo! Es toda una lección a seguir.

No he podido evitar emocionarme un poco al final, cuando he visto la foto de sus hijos. Pero me ha llegado al alma su sinceridad, porque no creo que sea entereza o fortaleza ante las circunstancias, creo que realmente él se siente así de bien, tanto como para conseguir transmitirlo a los demás.

Y tu espacio es otro gran regalo. Gracias a tí por estar siempre ahí y sorprendernos con tus destellos de ingenio, alegría y cariño.

Un besazo enorme, guapa!

P.D. No entré en el debate anterior porque yo me "pierdo" ante esos planteamientos, ja,ja. Por eso tampoco entro en los de Portorosa.

Lenka dijo...

Ay, Kaken, cada vez que veo este vídeo (gracias, gracias otra vez) termino llorando a lágrima viva, pero con una sensación de paz increíble. La cabeza me da vueltas con todos esos temas que tantas veces hemos debatido: los miedos, los bloqueos, las quejas, el pánico, el consentir, el rendirse, el pelear, las pérdidas, el dolor...

Miro a este hombre y lo que siento es grandioso, porque él es grandioso. Porque lo dice muy claro: no quiero morir, esto apesta, tengo tres hijos pequeños. Seguro que está enfadado, triste, asustado, pero... ha decidido ser feliz. Es una prueba tan poderosa de la fuerza que tenemos dentro si sabemos encontrarla... y dios, qué duro debe ser dar con ella en un momento así, pero se puede, él es la prueba.

No sé si seré así de fuerte alguna vez, pero ese es el espíritu que yo quiero conseguir, el que me hizo romper con la oscuridad y mantenerla a raya. Y la primera vez que oí e este hombre, tuve la certeza absoluta de estar en el buen camino. Todo lo que dice es sabio. Todo es positivo. Maravilloso lo que cuenta de sus padres, son toda una inspiración de cómo dar a un hijo las herramientas que le servirán en la vida (y en eso estos padres sacaron matrícula, desde luego)

Yo quiero ser así y mi lucha es intentar conseguirlo. Este hombre ya no está entre nosotros, pero lo que ha dejado a tantas personas no tiene precio. Ni siquiera consigo aprenderme su nombre, pero su rostro y su voz no se me olvidarán nunca. Es un héroe, uno de esos cuya diginidad es como una bofetada, un estímulo total. Una de esas personas de las que sólo se puede decir que aprendió a vivir.

Gracias, Kaken, gracias por presentármelo aquella vez y recordármelo ahora. Un regalo realmente valioso.

Luna dijo...

Me gusta tu blog, me gusta mucho por varias razones y una de ellas es el diseño tan original y atractivo. Otra de las razones es lo bien que sabes plasmar lo que quieres escribir, lo haces sin estridencias, sin prepotencia y eso es para mí -chejoviana hasta la médula- importante. Cada entrada es simple como la vida misma y plasmar la vida misma, es realmente dificil.
El vídeo, no te voy a engañar, me asusta un poco, es que va relacionado con temas muy personales y dolorosos.
Es el testamento dejado a sus hijos pequeños. Aprendió a morir, a saber exactamente su fecha de caducidad y a lo que debía hacer por los que dejaba aquí, ayudarles a caminar.
Mi amigo Eugenio, se fué el 31 de diciembre del 2005, sabía su fecha de caducidad también y nos dejó algo parecido :
¿Qué es la vida si no la sabemos bailar?

Besos a todos

Elvira dijo...

Luna ha dicho: "...lo bien que sabes plasmar lo que quieres escribir, lo haces sin estridencias, sin prepotencia y eso es para mí -chejoviana hasta la médula- importante." LO SUSCRIBO.

Además, Luna, he empezado a leer unos cuentos de Chejov hace muy poco. Ya te diré si me vuelvo chejoviana como tú.

Besos a la anfitriona y a todos.

Kaken dijo...

Gracias a vosotros, eso siempre.

Elvira, te comprendo perfectamente, es humano buscar apoyo, llorar, lucir el luto en sus diferentes fases, pero...en cualquier caso Randy (Lenka, he tenido que buscar el nombre...)nos muestra el resultado de su vida y su experiencia, no sabemos si tuvo lo que mencionas tu.
Estoy contigo en que es sano desahogarse, delegar, dejarse confortar. Pero también creo que hay personas que prefieren y están preparadas para no hacerlo o hacerlo de otro modo.

Juan, mi marido (puagg, lo de maridito apesta¡¡jajajaj)no tiene ni una cana de mentecato. Y sabe lo que tiene que saber, no me voy a poner por aquí a dilucidar si fué o no un buen Baltasar, eso ya lo sabes...;-) (Cómo le gusta tirarme de la lengua¡)

Io, gracias, te pasas, jejeje, no es para tanto, prenda¡¡
Pero lo veo como tú, una gran lección y emocionante ¿porqué no?
Yo también creo que el cree firmemente en lo que cuenta...quizás por eso es tan emocionante, porque sabemos que es real.
En cuanto a que te pierdes...¿que tal si te dejas llevar alguna vez? te aseguro que se aprende mucho, Io, y me encantaría leerte en este tipo de juegos.

Lenka, tus palabras son un calco de lo que yo siento, pero tu lo expresas más mejor :-) Gracias a tí por haber estado abierta al mensaje de Randy (que raro me suena mencionar su nombre, en mi mente es un ideal en abstracto)
Y sí, también es mi meta poder mirar la vida con aceptación, optimismo y superación, equilibrio en definitiva, quizás por eso nos hayamos encontrado desde distintos puntos vitales dentro de la red.Y ello me alegra mucho :-)

Luna, me encanta que te guste la estética de mi blog. No es mía, es de una web estupenda, si te interesa la busco y te la paso.
Esta plantilla recogía cosas que son muy mias: por una parte los vaqueros, imprescindibles para mí, y por otra, los colores que me guían al pintar, al decorar o al soñar: azules y sienas.

Al final, mi mundo se resume en la bola del globo terráqueo. Mil veces comtemplada en fotos maravillosas: azul y tierra.

Esos colores dominan mi salón, mis sueños y lo poco que pinto.

Luna, te agradezco que veas así mis entradas, yo las suelo ver con disgusto a toro pasado, y me quedo de piedra cuando veo que os gustan.
A este paso, me vais a volver culta, jajjaa, entre Elvira y tu habeis conseguido que lea a Chejov (también puede ser que lo haya hecho y no lo recuerde...soy capaz...)

Las vivencias de pérdida, son siempre difíciles, tu aún recuerdas a tu amigo..no puede ser de otra manera

Y hablando de bailar, recuerdo la escena de "Esencia de mujer" en la que se baila un tango, impagable, cachis, no sé si la ví en uno de nuestros blobs...lo buscaré.

Bes y besos para todos...y mil gracias.

Luna dijo...

Buenos días...
Me he quedado de piedra ¿Juan es tu pareji? Glub, glub...es cierto que soy bastante despistada ¿Cómo no me he dado cuenta? (carcajadas)

Mi amigo es un recuerdo precioso y cálido.

El tango de esencia lo bailaría con Jeremi Irons ¿Se escribe así? mil veces.

Buen día

Juanjo Albors, arquitecto dijo...

Dejando de lado, de momento, la cabalgata de Reyes y ciñéndome tan sólo al video, pienso, y os imploro no me odiéis, que lo admirable de ese hombre es que pensara lo que decía.

Sé que la historia es cierta, sé que su lucha fue real, sé que su voluntad de transmitir sus pensamientos a quien pudiera necesitarlo existió realmente.

Pero querría que pensárais qué hubiera pasado si esa conferencia, con los mismos mensajes pero sin el detalle de la muerte la hubiera dado cualquier otra persona.

Escuchad tan sólo sus palabras y olvidáos de la situación. Son cosas que ya sabemos pero el drama las transforma.

¿Es necesaria la tragedia para que impacten los pensamientos ajenos que probablemente son los mismos que los que nosotros tenemos?

Ya sé que cualquier ayuda es buena pero el éxito comercial de los libros de autoayuda demuestra que hemos sustituido nuestro propio pensar por los anuncios publicitarios que, como tales, tienen mensajes de corta duración y, lo peor, de corto recuerdo. Y si los mensajes llevan incorporado un drama real, la lágrima está servida pero no dejará tanta huella en nosotros como la observación y meditación de lo que nos rodea.

Creo que el mensaje a nuestros hijos debería ser que esa observación consciente es el secreto que generará, por sí mismo y de forma más profunda, esos pensamientos que cuando son ajenos y publicitados tan sólo dejan huella mientras dura la emoción.

Celadus dijo...

Gracias por el regalo, Kaken. Añado que existe un libro que trae DVD con la conferencia completa.
Juanjo, no creo que nadie te vaya a odiar por lo que comentas. A mi me parece de un gran sentido común. Estoy de acuerdo con que la mejor lección que podemos sacar de todo esto es no esperar a la inminente tragedia para disfrutar de la vida y que la atención y la presencia consciente en el aquí y ahora son factores determinantes para lograrlo. Pero hay personas que sí necesitan de la tragedia ajena para abrir los ojos, aunque la mayoría lo olvide al poco tiempo. Los pensamientos sirven de poco si no se convierten en convicciones profundas y la manera de saber si de verdad son convicciones es que tu vida se desarrolle en consonancia con esas ideas.

Kaken dijo...

Jejejej, Luna, no te preocupes. Yo hubiera preferido que no se supiera, pero..Juan es cero hermético...no pasa nada.

No sé si se escribe así, pero el protagonista de la peli era Al Pacino (que, por cierto, tiene un atractivo espectacular sin ser mi tipo)

Juanjo, Celadus, creo que en el fondo decís lo mismo.
Juanjo incide en el mensaje en sí mismo, sin tragedia, y Celadus apunta que a veces eso es necesario para que algunos despierten, pero básicamente tomamos como válido el aprendizaje propuesto, no os parece?

Lenka también apuntaba al "bofetón de dignidad".Eso me gustó mucho.

Bes sin nieve para todos.

Sra de Zafón dijo...

Buenas noches, Kaken, quería contarte que leí tu entrada la noche que la publiscaste y que me gustó mucho, pero me acababa de llegar esta otra versión de la noche de reyes y todo lo que me salía cada vez que entraba aquí me parecía demasiado oscuro.
Hoy después de que la charla haya crecido tanto ya no me importa contártelo.
Te aseguro que me emocinó leer tu gran ilusión, pero estaba contagiada por esta otra entrada que te dejo aquí pegada, y no me apeteció pegar a tu ilusión mis negras palabras de esa noche.

Hoy que he vuelto a entrar me apeteció contártelo.

Un beso




A la memoria de todos aquéllos

que mueren sin saber por qué"



Ya llegan los Reyes,

los "magos" de Oriente,

ya llegan,

cargados,

de bombas y

muerte.



Al frente una estrella

de luz refulgente,

que extiende su manto

de sangre inocente.



Ya vienen los magos…

¡los Reyes de oriente!

ya vienen,

colmados,

de sangre…

de muerte.



Manoel Xosé

Guaja dijo...

Antes de nada, el tango es "Por Una Cabeza". Justo acabo de hablar de el con un amigo, porque lo usan para algun anuncio y me encanta. Se que Alb la colgo, pero no se cuanto hace.

Gracias por el regalo, Kaken. No lo conocia, pero me alegro de haberlo hecho. Me voy para la cama con un espiritu renovado.
Gracias, K, por ser tan cercana y sencilla.

Kaken dijo...

Chusa, te agradezco el impass, la pausa elegida por tí para no chafar la ilusión.
Sin embargo, me pregunto de donde nace la necesidad, la tuya, de plasmar aquí ese dolor ¿me lo cuentas, plis? Porque yo puedo imaginar muchas cosas,pero la única que me interesa es saber que proceso mental te ha llevado a sentir y dolete con ese dramático y realista poema, a aplazarlo y luego plasmarlo aquí...¿cual es tu mensaje Chusa? Quiero leerlo :-)
Un bes, Chusa.

Guaja, gracias a tí por tu aportación tanguil, por estar y por verme como me ves....que nostalgia me da cuando te evoco...un bes muy grande.

Sra de Zafón dijo...

Supongo, Kaken, que me tienen "bien" acostumbrada mis amigos. Me explico: ante la ilusión inocente y limpia siempre suelo responder con aliento y gratitud hacia quien me la provoca, lo mismo que hacen conmigo.
Es el caso de tu entrada, me gustó, me pareció muy bonita pero no te dije nada, y tenía ganas de hacerlo, ya que cualquier cosa hermosa que suscite alguien en mí me suele gustar comunicarlo a ese alguien.
El caso es que con el poema que me había llegado, (nada del otro mundo a nivel poético, pero cargado de simbolismo de lo que vivía en mí esa noche) mi corazón acabó por teñirse de pena y ya no fuí capaz de contarte lo bonita que me había pareceido tu narración de la ilusión vivida en la cabalgata.
Supongo que es eso...porque me has hecho la pregunta tú...qué yo no me pregunté el por qué, solo senttí las ganas de decirte que tu entrada me había gustado.
Un beso

Luna dijo...

Entro cada día para ver si has publicado algo nuevo...

Sí, ya sé que es Al Pacino, con esa respuesta gané en un concurso,un viaje en el AVE a Sevilla.

Pero yo lo bailaría con Jeremy,me gusta muchísimo.

Un abrazo